23
Ene

Premio Salvino Sierra Instituto Jorge Manrique

   Escrito por: villalaco.net   en Noticias

Con motivo del Cincuentenario del fallecimiento de la Doctora Doña Trinidad Arroyo Villaverde ha comenzado un ciclo de conferencias en el Instituto de Enseñanza Secundaria Jorge Manrique de Palencia.  La Doctora Doña Trinidad Arroyo Villaverde es una de las mujeres más extraordinarias de las que Palencia se puede enorgullecer.

 De esta palentina de cualidades excepcionales, ejemplo de mujeres que lucharon por abrirse camino en el campo intelectual y profesional a finales del siglo XIX y que por su brillantez alcanzaron el merecido reconocimiento de su valía.

La carrera de medicina la cursó en Valladolid, siendo alumna de Don Salvino Sierra. Fue también la primera fémina en Oftalmología en España.

En 1955 otorgó testamento a favor del Instituto de 2ª Enseñanza de Palencia. Estableció dos Fundaciones docentes con su nombre. Una para costear los gastos de Bachillerato a naturales de la provincia de Palencia, más desfavorecidos y sin recursos, en el instituto de la capital. Y otra en la facultad de Medicina de Valladolid para cursar la carrera de médico para estudiantes con falta de medios económicos. Para cada uno estableció un Patronato que aún continua renovándose conforme a sus deseos.

Don Isidro Prieto Hernández, Secretario de la Fundación Trinidad Arroyo y Profesor en dicho Instituto, inauguró el pasado día 21 este ciclo de conferencias con la que lleva el título “Obras Pías y fundaciones del Instituto de Enseñanza Secundaria Jorge Manrique. Fundación Becas Trinidad Arroyo Villaverde”.

Con motivo de esta conferencia, Don Isidro nos informó que entre las fundaciones y obras pías de este instituto figuraba la que fundó Don Salvino Sierra, la cual desconocíamos.

Su preocupación y amor por la docencia llevó a D. Salvino Sierra y Val a ofrecer al Claustro de Profesores de este Instituto, con fecha 19 de mayo de 1935, la creación de un premio que había de ser otorgado al alumno más aventajado de Geografía de este centro, indicando que el premio se denominaría “Sierra-Rodríguez”, en memoria del fundador y de su difunta esposa.
El Claustro aceptó dicho ofrecimiento en sesión celebrada el 25 de Mayo de 1935 y estableció las bases provisionales, pendientes de su aprobación por el Sr. Sierra.

Don Isidro habló en esta conferencia de los orígenes de este premio y que dejó de otorgarse en 1960, cuando los fondos que quedaban no permitieron continuar con él. Este premio se refundió con otras tres fundaciones con la Fundación Becas Trinidad Arroyo en 1988.

Nos mostró también la solicitud de Don Salvino para su admisión en el Instituto de Segunda Enseñanza de Palencia cuando contaba con 10 años.

He invitado a Don Isidro a que nos aporte un documental sobre este premio para conocimiento de todos.

 IMG_9861

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

IMG_9859

Dejar comentario

Nombre (*)
Correo (no se publicara) (*)
Web
Comentar